Sonido 3D en el nuevo Audi A8

1sinido3d

Escuchar música se convierte en una experiencia sensorial en el nuevo Audi A8. El equipo de audio Bang & Olufsen Advanced Sound System ahora también integra el carácter acústico exclusivo del sonido 3D puro en las plazas posteriores.

El lujo es perceptible también al oído. La nueva generación del nuevo Audi A8 lo demuestra con un estilo impresionante, gracias al equipo de audio Bang & Olufsen 3D Advanced Sound System. Incluye 23 altavoces con imanes ultraligeros de neodimio que garantizan un bajo nivel de distorsión y generan un patrón de sonido de alta resolución. El efecto conseguido resulta extraordinario especialmente cuando se reproduce un concierto grabado en alta calidad: el interior del vehículo se transforma en un auditorio en el que la música se reproduce exactamente como fue grabada en la sala de conciertos, sin ningún efecto artificial. El sonido es auténtico y emocional. Esa es la prioridad principal para los especialistas en sonido de Audi, que convierten la calidad del sonido en un fiel reflejo de la filosofía de la marca.

El sistema de sonido al detalle

Audi introdujo por primera vez el sonido 3D en el Audi Q7 en 2015. Ahora, en el nuevo Audi A8, llega la evolución de este sistema para incluir también sonido 3D en las plazas traseras del coche. Dos altavoces situados en los pilares A y otros dos en la zona del techo por encima de los asientos traseros proporcionan la dimensión espacial de la altura, y desarrollan el sonido envolvente para lograr una experiencia estereofónica perfecta. El amplificador de Bang & Olufsen con 1.920 vatios, que funciona de manera muy eficiente gracias a la tecnología ICEpower, produce el sonido 3D gracias a su procesador digital. Genera muy poco calor residual y, en consecuencia, su salida de audio resulta sublime. Pero por encima de todo, amplifica la señal de los altavoces de graves (woofers), que reproducen el sonido especialmente cargado de energía, como pueden ser las notas bajas de un órgano.

Cuando el sistema de infotainment está conectado, dos tweeters accionados eléctricamente emergen en el salpicadero. Gracias al sistema Acoustic Lens Technology de Bang & Olufsen, garantizan la distribución del sonido en un abanico horizontal de 180 grados. Cada altavoz está alimentado por canales individuales del amplificador. Para producir el sonido 3D, el nuevo equipo de audio se basa en un algoritmo que Audi ha desarrollado en colaboración con el Instituto Fraunhofer de Erlangen. Utiliza grabaciones estéreo o 5.1 para calcular la información de la tercera dimensión y procesa el sonido para los cuatro altavoces 3D de forma dinámica, es decir, el algoritmo se adapta individualmente a la grabación para evitar causar cualquier tipo de distorsión al sonido.

Fondo acústico ampliamente configurable

Utilizando el sistema MMI, así como una unidad de control independiente para los pasajeros traseros que se asemeja a un smartphone, es posible ajustar el sonido y optimizarlo como se prefiera: con un enfoque específico para los asientos delanteros o traseros, o para todos los asientos. La configuración trasera permite a los pasajeros de estas plazas disfrutar de la mejor calidad posible del sonido 3D y surround. Además de los agudos y los graves, los pasajeros también pueden ajustar el volumen del subwoofer de forma independiente al resto de altavoces. También existe una función especial denominada Movie Set para reproducir películas. El sonido 5.1 se reproduce con la misma calidad que delante de la gran pantalla en una sala de cine. El sistema localiza cada voz de forma individual y ajusta el balance en consecuencia. Por ejemplo, si un personaje aparece a la derecha de la imagen, su voz también se reproduce desde la derecha.

Los desafíos del desarrollo

El trabajo sobre el concepto del sistema de sonido para el nuevo Audi A8 comenzó en una fase muy temprana en el proceso de desarrollo. “La integración de los altavoces en los puntos adecuados es la clave para el 80 por ciento de la calidad del sonido”, explica Wolfram Jähn, miembro del equipo de desarrollo de sonido y acústica para el A8. “Deben montarse de la forma más rígida que sea posible, por lo que fijamos el subwoofer en el panel posterior, que está realizado en polímero reforzado con fibra de carbono. El objetivo es aislar el altavoz del cuerpo en el que se aloja, para evitar así la transmisión de vibraciones”. Las rejillas de los altavoces son otro factor de gran importancia. Para estos componentes, los diseñadores de Audi y los ingenieros de sonido trabajaron en estrecha colaboración con los expertos de Bang & Olufsen. Las rejillas deben ofrecer la máxima transparencia acústica, y desempeñar al mismo tiempo su función protectora. Se trata de lograr el equilibrio correcto entre una superficie abierta y a la vez cerrada. En el nuevo Audi A8, cubiertas dobles de aluminio anodizado perforadas con precisión adornan los altavoces de las puertas delanteras y traseras. Unas guías de luz LED de color blanco iluminan los woofers. La base para un sistema de sonido de alta calidad es la calidad de cada componente individual.